Antecedentes

La región de los Grandes Lagos enfrenta múltiples problemas ambientales y está sujeta a una compleja gobernanza en la que toman parte varias jurisdicciones; ello, aunado al debilitado papel de los ciudadanos, compromete la gestión de sus aguas comunes. Mediante la interrelación de iniciativas de gestión hídrica locales, lo mismo en comunidades indígenas que urbanas, y el aprendizaje entre ellas, este proyecto se propone enriquecer la comunicación y el intercambio de información, con lo que se fortalecerá la participación y se establecerá una red de conexiones entre las comunidades de los Grandes Lagos. El proyecto busca incrementar la capacidad organizativa comunitaria mediante el uso de herramientas y métodos de prácticas óptimas.

Metas

En la actualidad, las acciones locales palidecen ante la gran magnitud de la cuenca hidrológica; además, las fronteras internacionales complican y confunden las innovaciones locales de las comunidades para encontrar soluciones. La creación de un patrimonio común del agua puede ayudar a generar una identidad colectiva (“perteneciente a los Grandes Lagos”), promover conceptos de responsabilidad compartida y beneficios compartidos, conseguir que las comunidades hagan frente común a los desafíos y crear un cambio positivo mediante la cooperación para el resguardo de estos recursos hídricos, hoy y para las generaciones futuras.

Este proyecto articula dos metas relacionadas: conferir capacidad de control y gestión a las localidades para que participen en el cuidado y la toma de decisiones respecto de los Grandes Lagos, así como fortalecer las iniciativas biorregionales y establecer —mediante una estrategia de patrimonio común— una red de grupos comunitarios responsables del agua. A fin de activar la participación comunitaria, adaptaremos y compartiremos modelos y herramientas para toma de decisiones probados y prometedores, con miras a que se apliquen en toda la biorregión. Para fortalecer una red biorregional, se aumentarán la comunicación y el sentido de conexión entre los grupos y líderes comunitarios relacionados con el agua, y se impulsarán actividades hídricas conjuntas y complementarias.

Actividades principales

  1. Identificación de los modelos y herramientas para el resguardo local del patrimonio común del agua que las organizaciones y grupos asociados han elaborado, y creación de plantillas a partir de ellos.
  2. Adaptación y ensayo de modelos y herramientas piloto en los ámbitos locales.
  3. Publicación y promoción de modelos y herramientas, como parte de un kit que las organizaciones locales responsables del reguardo del agua podrán adaptar y adoptar.
  4. Organización de reuniones temáticas virtuales en las que los líderes locales puedan aprender unos de otros, colaborar y desarrollar capacidades.
  5. Impulso de actividades y conformación de grupos locales mediante entrevistas, historias y artículos en torno de la participación ciudadana. Estas historias se compartir en un mapa de conocimiento conjunto.

Resultados

El proyecto mejorará la capacidad local en materia del resguardo hídrico y fortalecerá una red biorregional. Entre los resultados se encuentra la formulación y aplicación de mejores prácticas adaptativas para aumentar la participación ciudadana en los asuntos hídricos y la coordinación de actividades complementarias. El beneficio de interconectar las iniciativas locales estriba en que las organizaciones comunitarias se sientan respaldadas por un creciente movimiento biorregional, lo que les permitirá activar a un público más amplio y aumentar los esfuerzos en materia de resguardo ambiental, contribuyendo así con pueblos indígenas y comunidades urbanas alrededor de los Grandes Lagos más animados, conscientes y sustentables.