Declaración ministerial de la CCA, 2002 — Novena sesión ordinaria del Consejo de la CCA

Ottawa, Ontario, Canadá, 19 de junio de 2002. Nosotros, los ministros de medio ambiente de Canadá, Estados Unidos y México, miembros del Consejo de la Comisión para la Cooperación Ambiental (CCA o «la Comisión»), nos reunimos para celebrar nuestra sesión ordinaria anual los días 18 y 19 de junio de 2002. Revisamos las actividades de la Comisión durante el año recién transcurrido y recibimos comentarios y recomendaciones del Comité Consultivo Público Conjunto (CCPC) y de la ciudadanía.

Al tiempo que las naciones se preparan para la próxima Cumbre Mundial sobre Desarrollo Sustentable, refrendamos el Acuerdo de Cooperación Ambiental de América del Norte (ACAAN) y el papel de la CCA como ejemplos de cooperación regional exitosa en favor del medio ambiente y el desarrollo sustentable en nuestros tres países.

Nuestras conversaciones se centraron en seguir colaborando a través de la CCA, en particular con el CCPC, para atender las prioridades ambientales en las áreas de electricidad y medio ambiente, salud y medio ambiente, y alianzas para el desarrollo sustentable.

Electricidad y medio ambiente

Proteger nuestro medio ambiente al tiempo que procuramos expandir la generación, distribución y comercio de electricidad entre los tres países es un desafío complejo. Recibimos información sobre las actividades del Grupo de Trabajo de América del Norte sobre Energía y acordamos orientar nuestros esfuerzos para complementar los del Grupo de Trabajo. Agradecemos al Secretariado de la CCA y al Consejo Consultivo sobre Electricidad y Medio Ambiente su oportuno y muy útil estudio sobre las oportunidades y los retos del dinámico mercado de la electricidad de América del Norte. Nuestros tres países afrontan ya estos retos a través de la CCA y otras iniciativas bilaterales y trilaterales. Hemos considerado con detenimiento las recomendaciones del Secretariado y el Consejo Consultivo, así como los planteamientos de la ciudadanía, y hemos reflexionado sobre la manera más efectiva en que la CCA puede contribuir a superar tales retos. Esperamos también contribuciones adicionales del CCPC en esta materia. Con base en estas consideraciones acordamos:

Medio ambiente y salud

Salud infantil y medio ambiente

En ninguna otra área los vínculos entre medio ambiente y salud son tan importantes como cuando se trata de la población infantil.

Reafirmamos el compromiso de integrar las consideraciones sobre salud ambiental de la infancia en todo el trabajo de la CCA y hemos solicitado la asesoría continua del CCPC en esta área.

Con base en las contribuciones de la ciudadanía y el CCPC, y luego de conversar con el Consejo Consultivo de Expertos sobre Salud Infantil y Medio Ambiente, hemos convenido un programa de cooperación para proteger a la población infantil de los riesgos ambientales. Durante los próximos dos años nuestra atención se centrará en los siguientes elementos de este programa de largo plazo:

Manejo adecuado de las sustancias  químicas

Desde 1995 el programa Manejo Adecuado de las Sustancias Químicas (MASQ) ha contribuido a la protección de nuestro medio ambiente y nuestra salud con especial atención en la reducción de las sustancias tóxicas persistentes, en particular DDT, BPC, mercurio y clordano. El programa MASQ es un muy exitoso ejemplo en marcha de la instrumentación de la Agenda 21 por medio de las asociaciones y la colaboración regional, incluido el desarrollo de la capacidad.

Partiendo del éxito de la iniciativa MASQ, hemos acordado elaborar un nuevo Plan de Acción Regional de América del Norte (PARAN) sobre lindano: contaminante orgánico persistente de numerosos efectos dañinos, uno de los insecticidas contaminantes más abundantes y perniciosos en nuestro medio ambiente. Los riesgos de la contaminación por lindano son particularmente preocupantes en los climas septentrionales más fríos y también en el caso de niños a quienes se aplican directamente productos que contienen lindano para combatir pediculosis y sarna.

A efecto de comprender mejor las rutas de exposición y evaluar nuestros avances en el control de la contaminación, hemos adoptado un nuevo PARAN sobre monitoreo y evaluación ambientales en apoyo de la iniciativa MASQ. La información recopilada y evaluada en la aplicación de este Plan será de importancia fundamental para apoyo de otros programas de la CCA, así como de los programas nacionales de los tres países socios.

Extendemos un reconocimiento a las contribuciones de la ciudadanía las áreas de educación y desarrollo de la capacidad en la iniciativa MASQ, esperamos recomendaciones adicionales del CCPC al respecto y alentamos al Grupo de Trabajo MASQ para que tome en cuenta estas consideraciones.

Residuos peligrosos

El año pasado giramos instrucciones con el fin de emprender el desarrollo de un enfoque subcontinental para el manejo ambientalmente adecuado y el rastreo de los movimientos transfronterizos de residuos peligrosos.

Con base en las recomendaciones del Grupo de Trabajo sobre Aplicación y el Equipo de Tarea sobre Residuos Peligrosos, hemos acordado:

Registros de emisiones y transferencias de contaminantes (RETC) de América del Norte

Consideramos que el aumento de la comparabilidad de nuestros respectivos registros de emisiones y transferencias de contaminantes reviste suma importancia, toda vez que estos registros permiten a la población —ciudadanos, industriales y gobiernos, sin distinción— un mejor conocimiento de las fuentes, el manejo y las oportunidades para reducir los contaminantes que afectan el medio ambiente y la salud humana. Nos congratulamos de los esfuerzos que México está realizando para instrumentar un RETC obligatorio y disponible para consulta pública.

Hemos aprobado el Plan de Acción para Mejorar la Comparabilidad de los RETC de América del Norte, que incluye medidas para:

Alianzas de América del Norte para el desarrollo sustentable

Las alianzas entre gobiernos, sector privado y sociedad civil son fundamentales para lograr el desarrollo sustentable. Es importante que aprovechemos la energía, el entusiasmo y el potencial de todos, en particular de las comunidades locales y el sector privado. Hemos revisado numerosas alianzas e iniciativas de cooperación de especial importancia para el desarrollo sustentable:

Iniciativa para la Conservación de las Aves de América del Norte (ICAAN)

Las aves son un indicador clave de la salud de los ecosistemas de nuestro subcontinente. Más de mil especies de aves se encuentran en Canadá, Estados Unidos y México. En sus recorridos de migración, muchas utilizan hábitats de más de un país. Sin embargo, durante los últimos cien años las poblaciones de numerosas aves han disminuido considerablemente, con frecuencia debido a la pérdida o deterioro del hábitat.

La ICAAN se propone auspiciar una mayor cooperación entre las naciones y los pueblos del subcontinente para lograr alianzas regionales, sustentadas en factores biológicos y orientadas hacia los hábitats, que se ocupen del espectro completo de la conservación de la avifauna a lo largo y ancho de América del Norte, para todos los hábitats y todas las aves. Hemos revisado los avances de la ICAAN y reiteramos el apoyo constante de la CCA a la Iniciativa. Reconocemos la importancia de las alianzas regionales en la ejecución de los proyectos, así como el uso de redes y bases de datos que fomenten la conservación y la realización de proyectos acordes con los principios de la ICAAN. Nos proponemos trabajar de cerca con el Grupo de Trabajo para la Conservación de la Biodiversidad a efecto de fortalecer el programa Conservación de la Biodiversidad, de la CCA.

Comercio y medio ambiente

Mantenemos nuestro compromiso de involucrar a la sociedad civil en la comprensión de los vínculos complejos entre el comercio y el medio ambiente. Damos la bienvenida a la formación del Grupo Consultivo sobre la Evaluación de los Efectos Ambientales del Comercio y a la difusión en junio de 2002 de la Convocatoria a la Presentación de Ponencias para el Segundo Simposio de América del Norte sobre la Evaluación de los Efectos Ambientales del Comercio.

Hemos acordado:

Financiamiento y medio ambiente

El Consejo analizó el estado del trabajo en curso en el área de financiamiento y medio ambiente. Sus consideraciones tuvieron como marco la perspectiva general de la amplia interrelación de estos dos temas.

En esa medida, hemos decidido:

Gestión ambiental empresarial

Consideramos que las alianzas entre los sectores público y privado, que incluyen a los gobiernos en escala federal, estatal o provincial y local, constituyen la mejor manera de fomentar tanto la adopción generalizada de la prevención de la contaminación como el uso de sistemas de administración ambiental. Por esa razón, analizamos el papel de los programas de resguardo ambiental empresarial en el reconocimiento y estímulo a los líderes ambientales en el sector privado y el gobierno comprometidos, de manera pública y verificable, con un alto nivel de protección ambiental.

Analizamos asimismo el papel que desempeñan nuestras respectivas mesas redondas para la prevención de la contaminación y revisamos un informe de actualización de las Partes sobre los sistemas de administración ambiental en América del Norte.

Como resultado de nuestros análisis, acordamos:

Cumbre Mundial sobre Desarrollo Sustentable

La Cumbre Mundial sobre Desarrollo Sustentable (CMDS) representa una oportunidad crucial para que la comunidad internacional reafirme su compromiso con la integración de los objetivos económicos, sociales y ambientales del desarrollo sustentable. Reafirmamos la importancia del consenso internacional alcanzado en la reunión ministerial de la OMC en Doha y en la reunión de Monterrey sobre Financiamiento y Desarrollo como las bases para un crecimiento y desarrollo sustentables, y expresamos nuestro compromiso de hacer contribuciones constructivas y sustanciales en la CMDS. Hemos acordado compartir con la Cumbre algunos de los resultados y experiencias relevantes de la CCA como ejemplo de cooperación ambiental regional en el contexto de la integración económica. Hemos analizado también nuestro interés mutuo en la importancia de las iniciativas de asociación en la CMDS.

Sesión conjunta con la Comisión Conjunta Internacional y la Comisión Internacional de Límites y Aguas

Mantuvimos conversaciones con representantes de la Comisión Conjunta Internacional (CCI) EU-Canadá y de la Comisión Internacional de Límites y Aguas (CILA) México-EU por primera ocasión. Compartimos preocupaciones relacionadas, y analizamos diversas áreas en las que la colaboración podría ser de utilidad para fortalecer la colaboración entre ambas instituciones. Hemos girado instrucciones al Secretariado para que fortalezca sus relaciones de trabajo a escala del personal profesional con la CCI y la CILA, y explore posibilidades de actividades de colaboración.

Presupuesto de la CCA y próxima sesión del Consejo

Las Partes seguirán otorgando a la CCA un apoyo económico del orden de $EU 9 millones para 2003. Nos reuniremos en Washington, DC, en junio de 2003, para celebrar la próxima sesión ordinaria del Consejo.